ayuntamiento-villanueva-de-la-serena
Lunes, 17 Julio 2017

Formalizado el contrato para la construcción del comedor del colegio El Pilar

Con una capacidad para 60 personas, las obras empezarán a final de mes

Formalizado el contrato para la construcción del comedor del colegio El Pilar
Este lunes 17 se ha formalizado el contrato para la construcción del nuevo comedor escolar del colegio El Pilar, un comedor que tendrá un total de 60 plazas y que previsiblemente estará terminado en el primer trimestre de 2018. Se materializa así, ha explicado el alcalde Miguel Ángel Gallardo, el compromiso adquirido por su gobierno y por el gobierno regional con la comunidad educativa de este centro, que es el único de la ciudad que no cuenta con este servicio que permite facilitar la conciliación laboral y familiar. 
 
comedorreunion aac5e
 
La formalización del contrato coincide con la presentación de esta nueva dotación  que se incluye dentro del Plan de Inversiones e Infraestructuras Educativas anunciado en septiembre de 2016, y que en el caso de Villanueva de la Serena prevé una inversión de 1,25 millones de euros en 15 actuaciones, algunas de las cuales ya están finalizadas, otras en ejecución y otras que comenzarán en los próximos meses. Ya está iniciada la actuación en el colegio Miguel de Cervantes, que pasará de un centro de 6+12 a uno de 9+18, es decir, contará con una tercera línea; y ahora se suma el comedor, lo que permitirá que este centro esté en igualdad de condiciones con el resto de los de la ciudad, que sí tienen este servicio, destaca.
 
colegiopilarcomedor fbfe4
 
El alcalde recuerda que hace ya ocho años, reclamó al gobierno regional de entonces, presidido por Monago, este comedor que era muy demandado y necesario. Se visitó el centro, explica, “se dijo que se hará, se anunció pero al final pasó como con tantos otros anuncios de aquel gobierno, solo luces de colores y ninguna realidad”. Ya con el gobierno de Vara, añade Gallardo, fue cuando el asunto se retomó, se adquirió el compromiso y ahora, destaca, se materializa, “tal como le dije a la comunidad educativa, que estaba muy dudosa de que esta vez fuera la que lo hiciera realidad. Les dije que era mi compromiso y también el de la Junta, y así ha sido”.
 
En la presentación de las inversiones, el secretario general de la consejería de Educación y Empleo, Rubén Rubio, destaca las inversiones que en la ciudad se están llevando a cabo, quince en concreto, y entre las que destacan la ampliación del colegio Miguel de Cervantes, ya casi terminada, y ahora el comedor, que tendrá cabida para 60 niños. Esta misma semana, explica, se firmará el replanteo y antes de fin de mes podrán comenzar las obras, que tienen un plazo de ejecución de 8 meses.  El comedor, añade, tendrá una superficie de 173 metros cuadrados y se ha adjudicado la obra por un importe de 166.267,60 euros y el precio de licitación era algo superior a los 210.000 euros. 
 
colegiopilarfachada e12b8
 
Por lo que respecta al colegio Miguel de Cervantes, añade Rubio, ya está en contratos y se adjudicará en próximas semanas. Esta inversión, que tiene un importe de 492.000 euros, permitirá pasar de 2 a 3 líneas. Además, recuerda, de esta cantidad ya se han invertido 15.000 euros en el proyecto de ejecución y también en este colegio en fechas pasadas se ha llevado a cabo una inversión de renovación de los baños, con un coste de 56.000 euros. 
 
SANTIAGO SANTA ANA NUESTRA COMARCA 2 4c969
 
Por su parte, Rafael Rodríguez de la Cruz, secretario general de Educación, pone en valor estas dos importantes inversiones. En el caso del colegio Miguel de Cervantes, con el paso de 2 a 3 líneas, queda perfectamente cubierta la demanda de escolarización para los próximos años, incluso aunque la tendencia demográfica cambiara y hubiera más nacimientos. 
Villanueva de la Serena, añade, tiene en la educación una de sus prioridades y cualquier persona puede cursar sus estudios desde Educación Infantil a Secundaria y postobligatoria, además de disponer de la Escuela Oficial de Idiomas. 
 
En el caso del comedor del colegio El Pilar, explica, es muy importante porque permite la igualdad entre todos los centros, facilitar la conciliación, además de educar a los niños en una alimentación sana.